¡Tu salud es lo primero!

CERVICALGIAS – Fisioterapia

en Tratamientos | 0 comentarios

Se denomina cervicalgia al síntoma conocido como  dolor de cuello, percibido  en la zona comprendida entre la línea nucal superior (zona occipital), a la primera vértebra dorsal, y lateralmente limitado por los extremos laterales del cuello.

Podríamos estimar que entre un 22 y un 70% de la población ha sido diagnosticado de cervicalgia a lo largo de su vida.   Es causa de muchas bajas laborales, y tiene altos costes para el sistema de salud, ya que  tiene una alta tasa de recaídas. Es frecuente que tras el primer dolor cervical exista una recaída (entre el 50-85% de los pacientes recaen en los siguientes 5 años), sino se ha realizado un tratamiento completo y de forma global.

Es difícil realizar una clasificación de las causas que pueden generar dolor cervical, ya que en tan sólo el 18% de las pruebas de imagen realizadas a los pacientes, los hallazgos observados corresponden con los síntomas referidos por el mismo. La clasificación  más aceptada es la siguiente:

  • Artrosis cervical
  • Lesiones del disco intervertebralcervicales
  • Traumatismos
  • Tumores
  • Infecciones
  • Fracturas vertebrales
  • Síndrome de dolor miofascial (puntos gatillo miofasciales)
  • Latigazo cervical
  • Radiculopatía
  • Mielopatía

Las principales causas son de origen mecánico, entrando en juego, además, factores psicológicos.

Los factores de riesgo que pueden convertir un simple dolor de cuello en algo crónico, son:

  • Tener una edad superior a los 40 años
  • Una historia anterior de dolor de cuello
  • El hecho de que la cervicalgia coexista con dolor lumbar
  • Un exceso de preocupación por los síntomas
  • La práctica de ciclismo como deporte habitual
  • La falta de fuerza en las manos

Según los síntomas y signos con las que se asocie el dolor, siendo ésta clasificación la aceptada en las guías de práctica clínica.

  • Dolor de cuello con déficit de la movilidad
  • Asociado a cefaleas
  • Presencia de alteración del control motor muscular voluntario
  • Con dolor irradiado hacia otros segmentos ( siendo más común en miembros superiores, cervicobraquialgias)

El fisioterapeuta realizá una  exploración física (análisis de la postura, del movimiento cervical, test para valorar la resistencia, fuerza y coordinación de tus músculos, y análisis de la movilidad articular analítica), así como pruebas ortopédicas para poder así realizar un diagnóstico diferencial.

Las técnicas de tratamiento de fisioterapia que han resultado tener más evidencia clínica y científica son:

  • Movilización articular segmentaria de baja velocidad o manipulaciones bien de la columna cervical o dorsal.
  • Manipulación de la articulación temporomandibular y osteopatía craneal.
  • Técnicas miofasciales, para el músculo y su fascia.
  • Estiramientos analíticos de la musculatura cervical, técnicas de
  • Reeducación Postural Global, o incluso en actividades grupales como el control postural
  • Fisioterapia activa dirigida a mejorar la propiocepción y control motor, mejorando la coordinación fuerza y resistencia de musculatura estabilizadora profunda como son: flexores profundos  del cuello,  suboccipitales, semiespinoso del cuello y esplenio del cuello.
  • Movilización neuromeníngea en  dolores irradiados a miembro superior.
  • Pilates
  • Rehabilitación combinada con electroterapia  aplicada con criterio clínico, como: onda corta, microondas y ultrasonidos, (cuando existen lesiones específicas asociadas), y TENS (sobre todo en dolores de larga evolución).

Publicar Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Shares
Share This